domingo, 19 de agosto de 2012

Auge en la construcción con perspectivas de continuar así en el segundo semestre

El sector de la construcción atraviesa por un “período de auge o boom” que continuará durante este semestre, según los datos de la Cámara Boliviana de la Construcción (Caboco), y el último informe sobre la economía de la Fundación Milenio.

Las proyecciones prevén un crecimiento entre el 7 y 10% hasta fin de año, Según los datos de la Cámara Boliviana de la Construcción (Caboco), y el último informe sobre la economía de la Fundación Milenio.

El representante de Caboco, Iván Bustillos, señaló que durante los próximos seis meses, el crecimiento del sector de la construcción será similar al observado el año 2011, es decir superior al 7% y se estima que llegue al 10%.

“El auge o boom de la construcción probablemente continuará en lo que va del 2012. Estamos con la esperanza y la seguridad de que el Gobierno va a invertir más y creemos que nos va ir mejor. Si nos va bien a nosotros le va bien al país porque se genera empleo”, dijo.

En ese sentido, Bustillos ratificó que para fines de año se consolidará el nivel de crecimiento. Caboco estima un crecimiento de 10%, gracias al “empuje y pujanza propia”.

“Los proyectos que dirigimos están enfocados a aportar al desarrollo de nuestro país porque tenemos una interrelación directa con lo que significa el estado y su inversión, ya que tenemos una participación casi del 70 por ciento en la inversión”, sostuvo.

Según los cálculos de la institución, la construcción es uno de los sectores que más empleo genera en el país con alrededor de 300 mil fuentes de trabajo y el aporte de los constructores al Producto Interno Bruto (PIB) es de 3,2%.

Señaló que de acuerdo a las características de la construcción, hay un fenómeno de incidencia a otros sectores que reflejan un aporte real de más del 10%.

El informe de la Fundación Milenio sobre el comportamiento del sector de la construcción de la gestión 2011, señala que la construcción mostró un crecimiento de 7,2%, una tasa muy similar a la registrada el 2010, mostrando que los recursos destinados a edificios residenciales (departamentos), no residenciales (casas), y otras infraestructuras presentaron un crecimiento tanto de la oferta como de la demanda.

La misma fuente señala que entre el año 2008 y 2009 se observó una ligera reducción de los precios, pero el 2010 nuevamente se experimentaron crecimientos importantes.

El documento añade que la diferencia entre el incremento de los precios de los departamentos (edificios residenciales) y el resto de edificios, se explica por los precios de los materiales de construcción destinados a la obra fina, los cuales han presentado incrementos en sus precios sustanciales (como es el caso de la madera para pisos, estuco, cal, piedra, accesorios para baño, cocina), pero también por la demanda. “Hay más gente que quiere vivir en un edificio de departamentos o condominios”, dice el documento de la Fundación Milenio.

Los datos del Índice del Costo de la Construcción (ICC), son más alentadores, en el caso de los edificios residenciales urbanos (departamentos), que en la última década presentó una mayor tasa de crecimiento llegando el 2011 al 12,9% y se prevé similar comportamiento para este 2012.

El ICC señala que los edificios residenciales urbanos muestran un incremento en el costo del 12,9% y se convierte en el segmento de la construcción que habría sufrido una mayor inflación en la gestión 2011.

El ICC de los edificios no residenciales, muestran un incremento de 11,4%, seguido de otras construcciones o de infraestructura que presenta un aumento del 11,1%.

De ahí se explica que por ejemplo el precio de los departamentos se cotice conforme a los metros cuadrados construidos. Así por ejemplo, un departamento de 120 metros2 cuesta entre $us120 a 130 mil.

Las edificaciones urbanas (edificios de departamentos), sufrieron un boom por la demanda a la par de los créditos que ofrece la banca, empero los precios también sufrieron un incremento significativo y responde también a la zona o barrio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada