martes, 26 de febrero de 2013

A 2 años del megadeslizamiento, unas 500 familias siguen sin casa

La noche del 26 de febrero de 2011, Félix Robles dejó la casa de sus padres y se fue a dormir al departamento que habitaba hacía no más de tres semanas, y que estaba ubicado a sólo dos cuadras de distancia en la zona de Pampahasi Bajo Central.

“Me despertó un vecino y cuando me levanté a abrir la puerta me mojé los pies”, recuerda Robles, y añade que luego tuvo que vestirse como pudo y salir corriendo mientras miraba horrorizado cómo la tierra mojada cedía y las casas vecinas desaparecían.

Entre la tarde y noche de aquella jornada, la ciudad de La Paz vivió uno de los desastres naturales más dramáticos de su historia. Una enorme extensión de terreno que abarca 14 zonas de la ladera este cedió y más de 700 familias perdieron sus viviendas, vehículos y enseres.

“En ese momento -cuenta Robles- sólo pensaba en mis cosas, pero después me acordé de mis padres y mi mente se nubló”. De inmediato corrió a auxiliarlos y los halló intentando rescatar lo que podían de sus pertenencias.

Hoy se cumplen dos años de esta tragedia y la mayoría de los damnificados aún vive en los 11 campamentos que instaló la Alcaldía de La Paz en las semanas posteriores. Según la comuna, al menos 500 familias continúan viviendo en esta situación.

En tanto, otros prefirieron volver a sus casas que, aunque resquebrajadas, aún permanecen en pie (como los Carballo), e incluso pretenden construir en la misma zona (como los Sánchez).

Solución

“Nuestra relación con la Alcaldía ha sido difícil, pero al final hemos podido lograr avances”, afirma Rolando Quisberth, dirigente de Pampahasi Bajo Central, cuyos vecinos deben ser reubicados a otro sector de la ciudad, según disposición edil.

Al respecto, el secretario ejecutivo de la Alcaldía, Luis Lugones, informó que la reubicación beneficiará a 37 familias de Pampahasi Bajo Central y 18 de San Juan, que serán trasladadas al sector de Taipijahuira, una vez que se terminen los trabajos de estabilización en esa zona.

En tanto, el Gobierno se comprometió a dar viviendas en la zona Chijini de El Alto a los damnificados. Las primeras 224 serán entregadas el jueves y el resto durante marzo, cuando comience la construcción de un segundo lote de 140 viviendas.

De acuerdo con el Viceministerio de Vivienda, primero se dará prioridad a madres solteras, discapacitados y a las personas de la tercera edad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada