viernes, 31 de julio de 2015

¿Cómo se mueven las inmobiliarias en el país?

Metro Cuadrado, pudo verificar el gran número de operaciones de las inmobiliarias que se registran todos los días, seguramente por la comodidad o difícil que es en ocasiones adquirir un alquiler, anticrético o compra de casas o departamentos de manera directa con el dueño de casa. Este debería ser el conducto regular, sin embargo lo tiene que hacer con intermediarios, exponiéndose a alguna estafa entre medio.

Las inmobiliarias en la ciudad de La Paz como en el interior del país se han convertido en “alternativas” para conseguir bienes inmuebles de compra, alquiler o anticrético, pero que llegado el momento no ofrecen ninguna garantía y las ganancias en porcentaje son óptimas, ya que no existen límites de precios en el mercado, menos control alguno de las autoridades, no pagan impuestos, menos facturan, tampoco existe un registro de estos servicios.

Los bienes raíces son un asunto que da mucho que hablar en los últimos 25 años, debido al crecimiento acelerado de la ciudad de La Paz, El Alto y otras ciudades en el territorio nacional, según afirman los mismos responsables de este rubro, que se encargan de mostrar y contactar un bien inmueble.

Esta publicación no pretende descalificar a las inmobiliarias existentes, que en muchos casos actúan seguramente con mucha solvencia y honradez con sus clientes, sin embargo un buen sector de las denuncias y demandas en los juzgados se refiere a este rubro de estafa, estelionato y otras figuras legales, además las estadísticas son muy altas de juicios y esto llamó la atención para alertar a los ciudadanos de ésta situación.

RUBRO LIBRE

El rubro en los últimos años se expandió según reconoce Raquel, de una inmobiliaria que trabaja en la zona Sur, con avisos publicados en medios masivos “podemos ganar buen dinero en una sola venta, pero también hay meses que no ganamos nada” admite y como justificando su rubro al cual se dedica desde hace 10 años atrás, pero que no tiene una oficina fija, pero maneja por lo menos cuatro números de celulares y son publicados en diferentes medios y el contacto se da e incluso tienen preferencia por los días de difundir “generalmente público los días miércoles, jueves, viernes para mostrar los inmuebles los sábados y domingos. Ahora cuando son venta sábado y domingo, es más conveniente”.

TAMBIÉN VEHÍCULOS

Añade que nos solamente se trata de los inmuebles el buen negocio, sino también de vehículos que compran y venden a buenos precios, aunque estos demoran un tanto más, ya que el mercado está saturado y existe mucha competencia “no me dedico demasiado a ese rubro, prefiero inmuebles, es más seguro”.

Consultada sobre el negocio que representa el realizar esta labor afirma que “trabajo en una empresa pública y además me dedico a este negocio los fines de semana, que por lo general enganchó por lo menos una venta de departamentos, casa, muy poco alquiler no se gana mucho, son los dueños de casa de manera directa que hacen sus tratos…”.

Raquel, accedió a esta entrevista, solamente cuando le dije que no revelaría su identidad y que figuraría con otro ficticio “todo el año hacemos negocios, pero muchas veces no sabemos con quienes tratamos y hay que tener muchos cuidado, verificar los documentos, dueños, direcciones, pago de impuestos de las casas o si no están con deudas en los bancos, porque ahora quienes agarran inmuebles en anticrético piden registrar en anotación preventiva de Derechos Reales para cuidar su dinero que entregan por el anticrético.

No trabajo con casa en deuda, porque es problema y la mayoría inmuebles que ofrecen tienen deudas en los bancos y es una de las razones porque ofrecen sus casas, pero es un gran riesgo para el anticresistas, ya que no tiene ninguna garantía, pues en caso de que el banco remate el bien, el anticresista si no registró en Derechos Reales, pierde todo su dinero, las normas no reconocen esta figura”, asevera.

Agrega, que entre las personas que se dedican a este rubro, se metieron en graves problemas por tratar de garantizar, por cuanto ahora se negocia con el dueño un porcentaje o bien un monto fijo del total de la venta o del anticrético “al final no paga el dueño sino el interesado, nunca firmo ningún documento, menos cheques, solamente verificó que se haga la transacción entre sus abogados, poniéndose de acuerdo, pagan y le “caigo” al dueño para cobrar lo convenido y ahí termina nuestra relación”.

Interrogada sobre cuánto ganó entre los máximo y lo mínimo, dijo “lo menos que gané fue 1.000 dólares, es lo más bajo, y lo más alto entre 3.000 y 5.000 en tratos de montos fijos. Cuando se trata de porcentajes dependen del precios de los bienes inmuebles, van desde el 3 hasta el 15% de ganancias…depende del cliente, eso se ve en el terreno. Hay algunos que pagan nomás y otros que regatean, pero en el fondo la idea de este negocio es vender o asegurar un anticrético lo más antes posible”.

Más adelante sostiene que la venta de casa o terrenos genera buen dinero “no tienes que tener bienes o capital para hacer dinero, Haces dinero con dinero o capital ajeno…”

Sobre el contrato Mixto, afirma que es ilegal y se hace ese tipo de documentos en el medio. “Eso quiere decir alquiler-anticrético, y un mes cubre el anticrético y otro pagas el alquiler. Esta figura no existe en el país y el Estado no brinda ninguna garantía y menos las leyes. La gente se arriesga a firmar este tipo de contrato por la necesidad de viviendas y esta situación termina en que el ciudadano no recupera su anticrético porque los dueños de casa disponen de ese dinero y finaliza la parte “contra-actual” contra pago del alquiler, esa es la trampa. No aconsejo este este tipo de trato a nadie, porque es muy peligroso”.

Raquel se dirige justamente a la zona Sur, ya que mostrará un inmueble en venta en la zona de Irpavi “es un departamento de 105 metros cuadrados, segundo piso y la dueña pide 75.000 dólares americanos “ofrecí en 85.000 dólares. Entonces puedo jugar en el precio y yo hago el trato, no la dueña, ella tiene su monto y yo lo mío…así es el negocio”…. Ahora quiero decirle que a este negocio se dedican familias que tienen mansiones en la zona Sur, son ricos. Esas familias tienen vehículos de lujo y la oficina es en su casa”, concluye y se aleja en su movilidad.

EN ALQUILER

La categoría peor vista y ofrecida en nuestro medio, son los alquileres de habitaciones, garzoniers, con baños, sin baño, con cocinas o sin ella u otros, y con el afán de establecer esta figura, buscamos este tipo de contrato, contactamos uno por el sector norte, que virtualmente era un sótano, donde no ingresaba por asomo el sol y el precio era de lujo y no justificaba. Luego de visitar varias habitaciones, deducimos que gran parte de los dueños de casa alquilan los peores lugares de sus casas y con infraestructura en pésimas condiciones y con precios altísimos. Por lo general son las plantas bajas o caso contrario las terrazas, en el mejor de los casos y en el peor son sótanos.

Fuimos por los garzoniers que últimamente invaden en la ciudad para alquilar, con muebles, sin muebles, internet, cable y otros servicios que al final tampoco justifica el precio mensual a pagarse, en la mayoría de los casos son exagerados y en resumen concluimos que tanto el alquiler, anticrético e incluso la compra y venta de bienes raíces están fuera de la realidad y sobrevalorados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada