martes, 18 de octubre de 2016

La casa diseñada para ocultar un amor prohibido



El objetivo de muchas parejas es construir o comprar una casa para formar su “nido de amor”. El de otras, para esconderlo. Es el caso del arquitecto canadiense Christopher Tunnard, quien diseñó una fantástica mansión en el centro de Reino Unido específicamente para vivir con su novio Gerald Schlesinger durante los años 30 y evitar que lo enviaran a prisión por homosexual.

“Se suponía que era una casa de dos habitaciones con sus respectivos baños y camas, pero lo que había recomendado Tunnard era que se ubicaran dos divisiones que se podían retirar y (los dos cuartos) quedaran convertidos en un solo cuarto principal”, le dijo a la BBC Alisson Oram, profesora de la Universidad de Leeds Beckett.

Hasta 1967, en Reino Unido las prácticas homosexuales consentidas entre adultos eran un delito y, como tal, no solo implicaban el riesgo de enfrentarse a una posible condena, sino también al rechazo de la sociedad. “La idea era construir un lugar donde pudieran conservar su intimidad, su secreto...”. La casa, a unos 40 kilómetros al sur de Londres, se convirtió en un símbolo de la lucha por los derechos de la comunidad LGBT.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada