viernes, 16 de septiembre de 2016

Cartera del sector productivo y de vivienda de interés social crecen en 50%

La Asociación de Bancos Privados de Bolivia (Asoban) reportó hasta el 31 de agosto un crecimiento récord del 50% en la cartera del sector productivo y de vivienda de interés social, que se espera mantener hasta fin de año.

"Como ustedes saben la meta es de llegar a algo más del 48% en la estructura de la cartera del sector productivo y de vivienda de interés social. Al 31 de agosto esta participación del crédito ya ha alcanzado el 50%; se trata de la fotografía de un momento y se espera todavía mantener esa estructura para llegar a fin de año y cumplir con las metas que se han previsto", señaló el secretario ejecutivo de Asoban, Nelson Villalobos.

El ejecutivo informó que la cartera del sector productivo bordea los $us 6.700 millones, mientras que la de vivienda de interés social poco más de $us 1.600 millones, totalizando $us 8.400 millones de dólares.

Nelson Villalobos destacó la política de "bolivianización" que implementó el Banco Central de Bolivia en el sector financiero, lo cual ha generado que gran parte de la cartera de la banca sea en moneda nacional, y una respuesta del público de confianza hacia la moneda local.

REPROGRAMACIÓN

Asimismo, el secretario ejecutivo de la Asociación de Bancos Privados de Bolivia dijo que las entidades financieras del país están atendiendo los requerimientos de reprogramación de créditos de los productores que perdieron su producción por efectos climáticos, principalmente por la sequía.

“En este caso del sector agropecuario agrícola, más concretamente y como establece las normas, los bancos están atendiendo las cosas puntualmente, dependiendo de las zonas y sí son afectados por los efectos climatológicos”, explicó a los periodistas.

Dijo que en todos los casos se realiza una evaluación individual.

El lunes pasado, el ministro de Desarrollo Rural y Tierras, César Cocarico, denunció que algunas entidades bancarias se rehúsan a reprogramar los créditos de los productores que sufrieron los embates de la sequía, tomando en cuenta que se aprobó un decreto de reprogramación de créditos el 2 de agosto pasado.

“Lo que se refiere a la reprogramación de deudas con el sector agropecuario la banca como siempre ha apoyado estas situaciones de desastres naturales porque corresponde a aspectos que escapan al control de los propios prestatarios”, explicó a contramano Villalobos. (Agencias)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada